Día de la Madre ¿Cuándo es? y ¿Por qué lo celebramos?

No es muy difícil recordar cuándo es el Día de la Madre. Al fin y al cabo no hay que acordarse de un día concreto como sucede con el Día del Padre, el 19 de marzo. En este caso, se celebra el primer domingo de mayo, aunque no todos los países emplean la misma fecha, como tampoco ha tenido el mismo significado a lo largo de la historia.  

Los orígenes de la fiesta del Día de la Madre

Se puede decir que los orígenes de esta festividad comenzaron en el Antiguo Egipto en honor a la diosa Isis, que por aquel entonces era conocida como la gran madre. La tradición mitológica de la época rendía culto a la diosa con carácter simbólico. 

En la Antigua Grecia pasó algo similar, en este caso con la diosa Rea, que era la madre de todos los dioses del Olimpo. En el Imperio Romano, por su parte, se hacía homenaje a la diosa Cibeles, considerada también como la diosa Madre, y sus devotos llevaban ofrendas de flores a su templo durante varios días seguidos. 

En Europa con la llegada del catolicismo se honró a la virgen María, la madre de Jesús, aunque el papa Pío IX no concretó la celebración hasta finales de 1854. En el siglo XX, el presidente de Estados Unidos Wilson Woodrow declaró el Día de la Madre como una celebración oficial que tendría lugar el segundo domingo de mayo. Ocurrió en 1914, aunque dos mujeres, Julia Ward Howe y Anna Reeves Jarvis, desempeñaron un papel muy importante para que ese día tuviera el reconocimiento que tiene actualmente. 

Anna era una ama de casa que llevó a cabo una campaña nacional para que el Día de la Madre se convirtiera en una celebración oficial el segundo domingo de mayo. El resultado de esta campaña fue precisamente la declaración oficial que más tarde haría el presidente. A partir de aquí, cada país adoptó la celebración como propia, aunque partiendo de fechas diferentes. 

¿Por qué celebramos el Día de la Madre en España?

En España se conocen registros que datan del XIV, donde se revela que ciertas cofradías en Gerona habían sido creadas en honor a la Virgen de la Inmaculada, rindiéndole culto. Si tenemos en cuenta este hecho y, dado que la fiesta de la Inmaculada se celebra en España desde el siglo XVII, el Día de la Madre se empezó a celebrar en España el 8 de diciembre.

Ahora bien, Woodrow fue el que estableció oficialmente el Día de la Madre, diferenciando esta celebración de la Inmaculada Concepción. De ese modo, habrá que esperar hasta 1965 para que en España se traslade el Día de la Madre al primer domingo de mayo, que es como se conoce en la actualidad. La razón por la que se celebra en mayo no se debe a algo casual sino por ser el mes de la Virgen María.

Lo cierto es que en España se celebra el Día de la Madre desde los años sesenta, sin que se haya declarado como fiesta oficial, teniendo más que nada un carácter popular. Cualquier antecedente institucional se remonta a los años veinte. Así, Julio Menéndez García, poeta valenciano, decidió publicar en 1925 una especie de folleto con un himno especial dedicado a la madre, donde proponía la celebración de este día en los países de habla hispana. 

La iniciativa se tiene en cuenta, aunque nunca llega a hacerse oficial. Además, se establece localmente, pero en diferentes fechas. De ese modo, mientras en Granollers se celebraba un 6 de mayo, en Madrid tenía lugar un 4 de octubre.  

Félix Duarte Pérez, por su parte, era un poeta canario que lanzó una propuesta para festejar este día en el ayuntamiento de Breña Baja, un municipio perteneciente a Santa Cruz de Tenerife. La sesión de aquel día aceptaría su idea, siendo el primer municipio español en celebrar oficialmente el Día de la Madre con periodicidad anual.  

El Frente de Juventudes en 1939 promueve su celebración el día de la fiesta de la Inmaculada Concepción, el 8 de diciembre. Por su parte, en los años sesenta, los grandes almacenes de Galerías Preciados desean impulsar su celebración el primer domingo de mayo, tal y como lo hacen en Cuba, posiblemente para hacer competencia a su mayor rival, El Corte Inglés, que en esos momentos lo celebraba en diciembre.    

Así, ambas fechas se utilizarían al mismo tiempo hasta 1965, momento en el que la Iglesia decidió que la fiesta debía celebrarse en mayo. ¿Por qué celebrar el Día de la Madre en España justo en esa fecha? Porque mayo es el quinto mes de la Virgen y el motivo era recuperar la condición de la fiesta de la Inmaculada. 

Últimos artículos...